25 de agosto de 2015

La hora del baño de tu bebé es mucho más

Cuando bañamos a nuestro bebé, lo hacemos casi de manera mecánica ya que se trata básicamente de limpiar su piel y su cabello.  Sin embargo, muchos subestimamos su poder y beneficios y no nos damos cuenta que la hora del baño de tu bebé es un momento único y muy especial que debe ser aprovechado por los padres ya que estimulan los sentidos del bebé, se generan fuertes lazos afectivos y se nutre la capacidad de aprender, pensar y amar de nuestros pequeños.

¿Por qué la hora del baño es mucho más?
Porque ayuda al bebé a crear sensaciones nuevas y a formar un vínculo con la persona que lo baña. Conforme vaya creciendo, se sentirá mucho más cómodo en el agua y se irán estimulando sus sentidos: escuchará el sonido del agua cuando chapotee, reconocerá diferentes texturas como el agua, la espuma, la esponja, la felpa de la toalla, olerá el shampoo  y el jabón y el contacto visual, en un momento tan íntimo como éste, así como la interacción entre el bebé y sus padres crearán recuerdos que tu niño llevará consigo durante toda su vida.

¿Cómo aprovechar el baño para estimular a tu pequeño?
Habla con tu bebé. 
Cántale una canción.
Puedes brindarle juguetes para el agua.
Usa productos con aromas agradables.

Consejos prácticos para bañar a tu bebé
Intenta que el baño sea un ritual, a la misma hora, la misma duración. (10 minutos aproximadamente).
Trata de estar relajada a la hora de bañar al tu bebé para que de esta manera le transmitas esta sensación.
Prepara todos los artículos necesarios para el baño antes de quitarle la ropa a tu bebé.
Trata de mantener el ambiente libre de corrientes de aire.
Antes de introducir al bebé en el agua, revisa siempre la temperatura. No debe estar ni muy fría, ni muy caliente.
Sostén con firmeza al bebé, poniendo especial atención en la posición de su cabeza.
Procura que no le entre agua en los ojos y oídos.
Nunca dejes solo al bebé en el agua.
Lava la cabeza antes que el cuerpo.

Y después del baño…

La absorción de la piel  aumenta después del baño, por ello se recomienda dar a tu bebé unos ricos masajes para que se relaje aún más y obtenga un mayor bienestar.  Esto ayudará a que tu pequeño concilie el sueño más fácilmente; convirtiéndose en una forma de comunicación entre ambos. 
Image and video hosting by TinyPic

0 comentarios:

Publicar un comentario