7 de agosto de 2017

Cuida los pies de tu peque

La podología pediátrica o podopediatría se encarga de cuidar la salud de los pies de los más pequeños de la casa, con el fin de asegurar el correcto crecimiento de los mismos, sin embargo, por lo general no le damos la importancia necesaria.   Terminamos llevando a nuestros peques a una consulta podológica sólo en casos de emergencia, como me ocurrió a mi cuando mi Cata tenía un año y medio que por un mal corte de uñas, le salió un uñero.  Desde esa oportunidad, tengo la costumbre de llevarla con un especialista, para que ese problema no vuelva a ocurrir.

Hace poco conocí a Andreína Barboza de J&A Podología Integral y me explicó que los podólogos no sólo se encargan de cortar uñas, ellos también ven otro tipo de problemas, como por ejemplo, los dolores plantares o pies planos, causados por un calzado inadecuado, en resumen, la importancia de la podología pediátrica persiste en el cuidado de los pies desde bebé.


¿Cómo tratar los pies de los bebés?

Una de las claves de la podopediatría es permitir que los niños gateen descalzos con total libertad. De esta manera, tanto los músculos de los pies y las piernas empiezan a tonificarse de forma correcta. Una vez empiezan a caminar, lo mejor es contar con un calzado adecuado. Se recomienda a los padres a estar atentos y cambiar el calzado de los niños cada vez que sea necesario.

Debemos tener en cuenta que, tener un buen apoyo plantar garantiza el buen desarrollo psicomotriz del niño. Las caídas frecuentes, los tropiezos, el dolor en la planta del pie o el cansancio prematuro serán signos para acudir al podólogo. Los niños están en plena etapa de crecimiento por lo que los problemas plantares que se puedan presentar ahora, se consolidarán en la etapa adulta si no se le pone remedio. 

Recomendaciones para los pies de tu bebé

Andreína me comentó que la prevención es la clave y la higiene es importantísima en cuanto a salud podológica se refiere. Por ello, se recomienda lavar bien los pies de los niños, por lo menos tres veces por semana, con agua tibia.

Reemplaza los zapatos por un tamaño más grande, tan pronto como sea necesario.

Enseña a los niños a poner los talones restos al caminar. Si lo hacen mal, esto afectará a todo el cuerpo y a su equilibrio.

Corta las uñas de los pies en forma recta. No redondees las esquinas.

Los callos y callosidades requieren atención profesional, ya que pueden ser síntomas de una enfermedad más grave del pie.


Las uñas encarnadas son generalmente causados ​​por un incorrecto corte, pero puede haber una curvatura congénita, lesión, zapatos y medias que no ajustan bien, hongos y problemas ortopédicos que son factores contribuyentes.

Mantener los zapatos de tu niño en buen estado.

Proporciona una dieta sana y equilibrada.

Enseñar a los niños a practicar la higiene diaria para protegerse contra el pie de atleta. Una vez que la infección se contrae no intentar el tratamiento sin el consejo profesional.

Buscar ayuda profesional lo antes posible, si el niño tiene rodillas juntas o las piernas o los pies arqueados. Estos defectos pueden ser el resultado de otros problemas en los pies. Muchas de estas condiciones pueden corregirse fácilmente si se cuida bien se da en las primeras etapas

Haz que los pies de los niños sean examinados a intervalos regulares por un podólogo.

Así mismo, te comento que Andreína es Especialista Certificada en niños y bebés. Nos visitó hace unos días para hacernos profilaxis a mi Cata y a mí, que incluye: corte de uñas, exfoliación, hidratación y evaluación de pisada en el caso de mi nena.  Nosotras que tenemos los pies tan delicados, hemos quedado más que felices con el excelente trabajo que realiza, preciso, con paciencia, no te hace doler nada y su material es excelente y muy limpio.  Y los precios son bastante competitivos.  Si deseas una cita con Andreína, sólo debes llamar a los teléfonos 936117663 – 936069342 o escribirle a su Fan Page aquí.


Por último, recuerda que la salud del pie comienza desde que son bebés. No esperes y visita a un especialista ¡ya!


0 comentarios:

Publicar un comentario